Blog de Actualidad | Centro de Psicoterapia y Psicología en Madrid

Desde el Eneagrama….¿ Quién soy yo?

agosto 10, 2014

El ENEAGRAMA es el estudio y el conocimiento de uno mismo desde la descripción de nueve eneatipos.  La palabra eneagrama significa en griego nueve líneas. Describe nueve tipos de personalidad. Es una herramienta que permite profundizar y facilitar el proceso de autoconocimiento de uno mismo.

Fue desarrollado por Óscar Ichazo y Claudio Naranjo.

Vamos a describir brevemente cada uno de los eneatipos a modo de dar unas breves pinceladas y lo relacionaremos con un personaje conocido.

Para más información y documentación pondremos al final del artículo bibliografía a consultar.

Eneatipo 1: EL REFORMADOR

Es el tipo que quiere ser perfecto. La pasión dominante es la IRA. Es perfeccionista y crítico. Crea un ideal inconsciente de cómo debería ser. Se vuelve muy autoexigente y crítico consigo mismo. Es consciente y ético, con un fuerte sentido del bien y del mal. Son profesores, luchadores y su deseo es mejorar las cosas pero temen cometer errores. Suelen estar convencidos de que su forma de ver las cosas es la única verdadera. Son rígidos en pensamientos y creen que siempre tienen la razón y tratan de imponer su punto de vista sobre quienes piensan o actúan de forma diferente.

Kant, Esperanza Aguirre, Aristóteles

Eneatipo 2: EL AYUDADOR

Es el que necesita amor. su carencia es que no se quiere a sí mismo. Que amarse a sí mismo es un acto egoísta y que lo importante es ser buena persona, priorizando siempre las necesidades de los demás. Su pasión dominante es el ORGULLO. “ yo tengo por eso doy en lugar de yo necesito”. Da al otro lo que necesita que le den a el. Se muestra independiente pero es muy dependiente de otro. Cree que cuanto más ayuda a la gente, más le querrán. Y que cuanto más le quieran más feliz será. Pero en este proceso se olvida de sí mismo y de sus necesidades, se vuelve incapaz de estar en soledad y dependiente.

Ana Obregón, Napoleón, Miguel Bosé, Madona

Eneatipo 3: EL TRIUNFADOR

El que necesita valoración. Su herida es que no se valora a si mismo. Si no destaca en algún ámbito nadie le tendrá en cuenta. Es adaptable y exitoso. Es autosuficiente, encantador y atractivo.  Ambiciosos, competitivos y enérgicos, pueden ser conscientes de su estatus y están muy orientados hacia el progreso. Son diplomáticos y equilibrados pero pueden también preocuparse en demasía por su imagen y por lo que los demás piensan de ellos. Generalmente tienen problemas debido a su obsesión con su trabajo y con la competitividad. Después de tanto esconderse detrás de una máscara acaban por olvidarse de quienes son.

Princesa Leticia, Julio Iglesias, Zapatero

Eneatipo 4:  EL INDIVIDUALISTA

El que necesita atención. Su trauma es que no se ve a sí mismo. Necesita que los demás le descubran. Para compensar este complejo de inferioridad, fuerza convertirse en una persona única, especial y diferente. Cuando se compara con la gente cree que le falta algo para poder ser feliz, y siente envidia, tristeza y melancolía. Es introspectivo y romántico. Es cohibido, sensible y romántico. Son emocionalmente honestos, creativos y muy personales en su relaciones pueden ser tímidos. Hablan acerca de sus emociones y sentimientos de su interior pero generalmente se sienten incomprendidos y padecen altibajos emocionales.

Goya, Lorca, Antonio Vega, Calimero

Eneatipo 5: EL INVESTIGADOR

Teme expresar sentimientos y relacionarse emocionalmente con los demás. El contacto físico y los sentimientos le abruman. Es muy cerebral, intuitivo y curioso. Independientes, inventivos. Son desapegados pero muy intensos y tensos. Tienen problemas de nihilismo, aislamiento y excentricidad. Les aterran los compromisos emocionales con otras personas. Se encierran en su soledad y se vuelcan en su mundo racional, teórico e intelectual.

Newton, Einstein, Kafka

Eneatipo 6: EL LEAL

Es el tipo orientado hacia el compromiso y a la seguridad. Son serios, trabajadores, responsables y dignos de confianza. Excelentes «solucionadores de problemas,» predicen las dificultades y promueven la cooperación pero también pueden volverse defensivos, evasivos y ansiosos; viven con mucho estrés y al mismo tiempo se quejan. Su herida es que no confían en sí mismos. Les invade el miedo y la ansiedad por potenciales problemas futuros. Al sentirse inseguros tienden a preocuparse obsesivamente con tomar aquellas decisiones que le brinden seguridad. Para aplacar las dudas preguntan a los otros qué hacer con sus vidas.

Freud, Nietzsche, Hitler, Aznar, Franco

Eneatipo 7: EL ENTUSIASTA

El que teme sufrir. No aguanta contactar con el vacío y el dolor que puede haber en el. Tiende a desarrollar una personalidad abierta, divertida y positiva utilizando el sentido del humor. Es hiperactivo y hedonista busca el placer a corto plazo para no lidiar con el aburrimiento y sensación de insatisfacción. Vive en el futuro y le cuesta estar en el presente y concentrarse. Buscan constantemente experiencias nuevas y emocionantes, pero pueden fácilmente distraerse o quedar exhaustos al permanecer en acción. Tienen típicamente problemas con la impaciencia y la impulsividad.

Homer Simpson, Jim Carrey, Cameron Díaz, Paz Padilla

Eneatipo 8: EL DESAFIADOR

El que quiere tener el control. El miedo es que los demás le hagan daño. Se protege detrás de una coraza y vive a la defensiva y reacciona agresivamente cuando se siente amenazado. No le gusta someterse a la voluntad de los demás. “ la mejor defensa es un ataque” no soporta que nadie le tenga que decir lo que tiene que hacer y las injusticias no le gustan. El mundo para ellos es injusto y ellos defienden a los inocentes. Hay un desprecio a la debilidad, a la ternura y a lo blando el ideal es la fuerza. Son personas duras y poco sensibles. Son lideres de grupos, creen que las cosas se consiguen luchando.

El Padrino, Pinochet, Stalin, Bárcenas, Fritz Perls

Eneatipo 9: EL PACIFICADOR

El que quiere evitar el conflicto. Su trauma es que no sabe manejar el enfado de quienes le rodean y no le gustan los conflictos. Evita tomar partido por miedo a molestar. Tiende a infravalorarse, suele pasar inadvertido. Le cuesta decir que no a los demás por miedo a que se enfaden. Escuchan más que hablan. Creen que su opinión no importa y tiende a amoldarse al pensamiento general. Dejan todo para último momento. Pueden pasarse horas sin hacer nada, dejadez y pasividad. Es tolerante, confiable y estable. Son complacientes.

Rogers, Elias Canetti

 Bibliografía

Tipos de Personalidad: El eneagrama para descubrirse a si mismo. Richard Riso. Editorial cuatro vientos

Sabiduría del eneagrama. Russ Hudson y Richard Riso

Eneagrama. Hellen Palme. Liebre de Marzo.

Carácter y Neurosis. Claudio Naranjo. Ediciones la llave. 

 

Imprimir 

Psicólogos Madrid

Psicólogos embajadores

Si preguntan por mi…

agosto 3, 2014

Diles que amo la vida aunque tenga miedo

Que aprendo a gestionar mis emociones

Que a veces confundo la tristeza con la depresión

Y el enfado con la destrucción

O la alegría con la euforia

 

Diles que cada día salgo a vivir

Aunque me cage de miedo

Aunque me tense lo social

Que solo ataco cuando me atacan

Y que mayormente me defiendo

Que doy la cara sin pinturas y sin tribu

Y sin marcas de moda en mi vestir

Sólo  tapo la desnudez que me fascina

 

Si preguntan por mí…

Diles que voy apagando el fuego del pasado

Aunque a veces me caliente con él

Cuenta que amé a Borges,

Y que me cansé de esperar a que me dejaran hablar

Y entonces empecé a hablar

 

Diles que fui a buscar a mis sueños

Y me despegue lentamente de mi zona cómoda

Aunque hayo poco a la de riesgo y juegue entre la cómoda y la incomoda

Diles que amo la terapia Gestalt

Pero que hoy conocí la felicidad viendo los ojos de mi hijo

Si preguntan por mi diles que soy humano

Y que sigo aprendiendo a vivir lo humano

 

Diles que no me llamen mucho que prefiero un WhatsApp o un mail

Que cambie el disco de Jarre en China y puse a Daft Punk con el spotify

Diles que  el abrazo me lleva al beso

Y que me lo contengo

 

Diles que cada vez celebro más

Que necesito convertir

La indignación en terapia

 

Y que sigo buscando y soñando el milagro de no morir.

 

Jordi Gil Martín

 images

 Psicólogos Embajadores

Terapia del aquí y ahora o Terapia Gestalt

julio 31, 2014

La terapia Gestalt nació por la proliferación de estilos de terapia gestalt y a su creciente popularidad como movimiento.

La terapia gestáltica es libertad para hacer terapia con espontaneidad, vivacidad y creatividad. Pero también impone responsabilidad y saber lo que estamos haciendo y no sólo que “ la terapia gestáltica es cualquier cosa que hagan los terapeutas gestálticos”.

El objetivo de la terapia debe ser entonces darle al paciente los medios con los cuales pueda resolver sus problemas actuales y cualquiera que pudiera surgir en el aquí y ahora o en el futuro. Mediante el autoapoyo y enfrentándose consigo mismo y con sus problemas con todos sus medios podrá resolver los problemas a medida que surgen.

Si logra darse cuenta plenamente en todo momento de sí mismo y de sus acciones en todos sus niveles; fantasía, verbal o físico podrá ver como se producen sus dificultades. De está manera podrá resolverlos en el aquí y ahora. Cada problema solucionado hace más fácil la resolución del próximo, ya que cada solución aumenta su autoapoyo.

Pues bien, la terapia gestáltica antes que una terapia interpretativa y verbal es una terapia vivencial. Se les pide a los pacientes que revivencien sus problemas y sus traumas que son asuntos inconclusos en el presente, en el aquí y ahora.

La primera frase que se le pide a los pacientes al comenzar la terapia es     “ ahora me doy cuenta de..” cuando decimos “ ahora” es porque se tiene que centrar el paciente en el presente en el aquí y ahora.

Por otro lado, concentrarse en las interrupciones y en los “ como” de ellas y no en los “ por qué” el paciente llega a darse cuenta del hecho de que se está interrumpiendo a sí mismo y de lo que está interrumpiendo llegando a ser capaz de disolver sus interrupciones y a vivir y concluir una experiencia inconclusa.

En la terapia gestalt se dota al paciente de técnicas y herramientas para hacer frente a sus propias dificultades, se puede trabajar con cualquier problema en la medida que esta sea presente en el aquí y ahora. Cada paso es el camino, y cada paso es más fácil de dar, debido a que cada sesión se trata de ir aumentando el autoapoyo. De esta manera en compañía del terapeuta el paciente va caminando paso a paso responsabilizándose de sus problemas y dándose cuenta de sus dificultades y las maneras de resolverlos.  

 

 

ni_o_leyendo_playa_fotografia_blanco_negro

 

Terapia Gestalt Madrid

Psicólogos embajadores

Las diferentes áreas de la psicología

julio 27, 2014

Dentro de la psicología nos podemos encontrar con un montón de áreas de trabajo. Algunas de ellas son:

Psicología clínica

La psicología clínica es una rama de la ciencia psicológica que se encarga de la investigación, evaluación, diagnóstico, tratamiento y prevención de todos los factores que afecten a la salud mental y a la conducta adaptativa, en condiciones que puedan generar malestar subjetivo y sufrimiento al individuo humano.

En la psicología clínica se puede trabajar desde distintos enfoques. Desde el Centro de psicoterapia La Sal trabajamos desde el enfoque humanista, teniendo en cuenta corrientes como la psicoterapia psicoanalítica, la sistémica, pero siendo nuestra columna vertebral la psicoterapia Gestalt.

 

¿Cómo es la manera de trabajar desde la psicoterapia Gestalt?

El primer punto a destacar de la psicoterapia Gestalt, es que no solo se centra en tratar a enfermos y psicopatologías, sino que tiene como uno de sus objetivos principales mejorar el desarrollo humano, aumentando el potencial de la persona.

Muchos de los aspectos establecidos por la sociedad se contraponen con las actuaciones naturales de las personas. En un mundo dominado por la exigencia de alcanzar la perfección y por la competitividad, es necesario que el individuo se encuentre a sí mismo.

De este modo, la psicoterapia Gestalt pretende que la persona logre darse cuenta de qué necesita y de cómo conseguirlo, dándole importancia a sus deseos e intereses para lograr un funcionamiento más eficiente.

 

Sillón de Psicología

 

¿Cuáles son los formatos en los que trabajamos?

En Psicoterapia La Sal, ofrecemos una amplia variedad de actividades de psicoterapia destinadas a mejorar tu calidad de vida:

Terapia individual

Es la terapia ideal para personas que necesiten ayuda profesional para enfrentarse a determinadas situaciones de su vida cotidiana. A través de una escucha activa, le acompañamos durante todo su proceso de autoconocimiento.

Terapia de pareja

Tiene como objetivo mejorar las relaciones de pareja para que, a través de una terapia conjunta, se llegue a un entendimiento común para poner fin a los problemas que tengan.

Terapia de grupo

Es una terapia destinada al desarrollo y crecimiento personal mediante el trabajo de ciertas dinámicas y diálogos realizados dentro de un grupo de personas.

Musicoterapia

Utilizando la música como principal elemento, queremos llegar a potenciar la autoestima y la creatividad del paciente.

Terapia corporal

Es la actividad adecuada para aprender a escuchar las necesidades de nuestro cuerpo, conocer nuestras emociones y sentimientos y mejorar la autoestima.

Mindfulness

Es la terapia ideal para eliminar el estrés, la ansiedad y la depresión, abordando desde la introspección las posibilidades de la mente.

 

Conoce nuestras actividades

 

Psicología jurídica

Psicología jurídica

La psicología jurídica o forense sería la ciencia que, usando los procedimientos y los conocimientos de la Psicología, da un diagnóstico sobre la forma de ser de los individuos y sus conductas en relación a unos hechos y de acuerdo a las necesidades del derecho en todas sus vertientes. La psicología jurídica o forense es una ciencia experimental que apoya y asesora a los jueces.

¿Hasta dónde nos permite llegar la psicología jurídica? Tras un estudio y evaluación adecuadas, la psicología jurídica puede llegar no solo a entender los fenómenos de conducta, psicológicos y de tipo relacional que influyen profundamente en el comportamiento legal de las personas, sino que puede prevenirlos.

 

Psicología social

Psicología social

La Psicología Social es definida como la ciencia que estudia los fenómenos sociales e intenta descubrir las leyes por las que se rige la convivencia.

¿Cómo lo consigue? La psicología social investiga las organizaciones sociales y trata de analizar los procesos psicológicos observables para poder establecer los patrones de comportamiento de los individuos en los grupos, los roles que desempeñan y todas las situaciones que influyen en su conducta.

Todo grupo social adopta una forma de organización dictaminada por la misma sociedad con el fin de resolver más eficazmente los problemas de la subsistencia.

 

Psicología educativa

Psicología educativa

La psicología educativa es una rama de la psicología que se dedica al estudio del aprendizaje y enseñanza humana dentro de los centros educativos.

¿Qué partes de la enseñanza estudia la psicología educativa? Comprende el análisis de las formas de aprender y de enseñar, tratando de analizar la efectividad de las intervenciones educativas. La psicología educativa estudia cómo los estudiantes aprenden, focalizando en algunas ocasiones la atención en subgrupos tales como niños superdotados o aquellos sujetos que padecen de alguna discapacidad específica.

¿Cuál es su objetivo? Su finalidad es la de implementar mejoras en la gestión de los centros educativos y en los planes de estudio. Mediante el análisis de las técnicas tanto de aprendizaje de los niños como de enseñanza por parte de los docentes, la psicología educativa pretende llegar a una serie de conclusiones a partir de las cuales mejorar esos procesos.

 Psicología del trabajo

Psicología del trabajo

La psicología del trabajo y de las organizaciones o psicología organizacional es una ciencia aplicada perteneciente a la psicología, la cual se encarga de estudiar el comportamiento del ser humano en el mundo del trabajo y de las organizaciones, a nivel individual, grupal y organizacional.

La psicología del trabajo tiene principalmente dos finalidades:

  • Mejorar el rendimiento del trabajador. Pretende hacer al trabajador más productivo desde un punto de vista empresarial.
  • Favorecer el desarrollo personal del trabajador. Uno de sus objetivos básicos es mejorar la calidad de la vida laboral de los empleados.

 

Si lo deseas, puedes ponerte en contacto con nosotras sin ningún compromiso.

Psicólogos en Madrid

Amor y pareja

julio 27, 2014

Yo soy yo y tu eres tu

Yo no estoy en este mundo para cumplir tus expectativas y,

Tu no estas en este mundo para cumplir las mías.

Tu eres tu y yo soy yo.

Si en algún momento o en algún punto nos encontramos,

y coincidimos, es hermoso.

Sino, pocas cosas tenemos que hacer juntos.

Tu eres tu y yo soy yo.

Falta de amor a mi mismo,

cuando en el intento de complacerte me traiciono.

Falta de amor a ti,

cuando intento que seas como yo quiero.

En vez de aceptarte como realmente eres.

Tu eres tu y yo soy yo.

Fritz Perls

La experiencia de sentir amor con otra persona y ser correspondido es una vivencia que nos permite sentirnos unidos, completos y realizados. Existimos para buscar esta experiencia amorosa y sentirnos queridos por otro.

El amor sano fluye y nos repara las heridas y no nos hiere. Es un amor en que das al otro sin pedir nada a cambio. No dejas de ser uno mismo por estar con otro.

Sin embargo, muchas personas acuden a terapia de pareja por la pérdida de libertad, ataduras, celos, desconfianza.. y siembran malestar. Muchas parejas se divorcian y se separan por conflictos de pareja y acuden a una terapia de pareja   para poder arreglar sus problemas que mantienen a la pareja en lucha continua.

Para abrirnos al amor necesitamos abrir el corazón sin temores. Tenemos miedo a perder la libertad y tememos ser heridos. Las experiencias anteriores de pareja nos dejan huella y muchas han dejado heridas que son fáciles de abrir y por eso muchas veces tememos no encontrar a nadie que nos haga sentir de nuevo el amor y nos sentimos perdidos y aterrados.

¿Por qué al terminar una relación de pareja nos decimos a nosotros mismos que nunca nadie nos va a querer como nos han querido?

Las decepciones de las relaciones amorosas nos hacen desconfiar y nos volvemos escépticos. La frustración y la culpa nos mantienen aislados y alejados de todo lo que pueda ser volver a sentir amor. Con las rupturas es frecuente que disminuya nuestra autoestima, se abre una herida profunda y la valoración de uno mismo se ve desbordada.

Al terminar una relación de pareja se siente un vacío por la persona perdida, lo mismo que supone sentir un duelo. Parece que este vacío va a perdurar en el tiempo y el sentimiento de soledad se instaura lo que provoca sufrimiento y malestar.

El tomar conciencia de uno mismo y del miedo que sentimos puede reparar las heridas abiertas por los conflictos amorosos y de tal manera, facilitará que abramos el corazón y podamos estar en relación con el otro.

Para tener una relación de pareja sana es imprescindible verse, valorarse y escucharse. Dejando de competir, criticar y tener celos. Apoyando, cooperando, y aceptando como cada miembro de la pareja es.

El corazón gris es aquel que vive desconfiado, con una actitud defensiva, que deja de vivir sus sueños. Por otro lado, el corazón rojo vive en una montaña rusa entre la pasión y el desencanto, con una actitud ambivalente con el otro y el corazón rosa, es el soñador que imagina como sería la pareja perfecta, el romántico.

¿De qué color es tu corazón?

Para vivir el amor pleno y auténtico tenemos que encontrar el color de nuestro corazón en nosotros mismos.

En el verdadero amor, uno se siente libre y acepta al otro como es. No se preocupa ni desconfía sino que confía y se entrega.

comoreconquistaratuex

Terapia de Pareja

Psicólogos embajadores

 

Cuento de Jorge Bucay: Las alas son para volar

julio 24, 2014

Cuando se hizo mayor, su padre le dijo:

-Hijo mío, no todos nacen con alas. Y si bien es cierto que no tienes obligación de volar, opino que sería penoso que te limitaras a caminar teniendo las alas que el buen Dios te ha dado.

-Pero yo no sé volar – contestó el hijo.

-Ven – dijo el padre.

Lo tomó de la mano y caminando lo llevó al borde del abismo en la montaña.

– ¿Ves hijo?, este es el vacío. Cuando quieras podrás volar. Sólo debes pararte aquí, respirar profundo, y saltar al abismo. Una vez en el aire extenderás las alas y volarás…

El hijo dudó.

-¿Y si me caigo?

-Aunque te caigas no morirás, sólo algunos machucones que harán más fuerte para el siguiente intento –contestó el padre.

El hijo volvió al pueblo a ver a sus amigos, a sus compañeros, aquellos con los que había caminado toda su vida.

Los más estrechos de mente dijeron:

-¿Estás loco?

-¿Para qué?

-Tu padre está medio loco..

-¿Para qué necesitas volar?

-¿Por qué no te dejas de tonterías?

-Y además, ¿quién necesita volar?

Los mejores amigos también sentían miedo:

-¿Y si fuera cierto ?

-¿No será peligroso?

-¿Por qué no empiezas despacio?

-Prueba a tirarte desde una escalera o desde la copa de un árbol, pero… ¿desde la cima?

El joven escuchó el consejo de quienes lo querían.

Subió a la copa de un árbol y con coraje saltó…desplegó sus alas, las agitó en el aire con todas sus fuerzas, pero desgraciadamente,se precipitó a tierra.

Con un gran chichón en la frente se cruzó con su padre:

-¡Me mentiste! No puedo volar. Probé, y ¡mira el golpe que me di!. No soy como tú. Mis alas son de adorno… – lloriqueó.

-Hijo mío – dijo el padre – Para volar hay que crear el espacio de aire libre necesario para que las alas se desplieguen. Es como tirarse en un paracaídas: necesitas cierta altura antes de saltar.

Para volar hay que empezar asumiendo riesgos.

Si no quieres, lo mejor  quizá sea resignarse y seguir caminando como siempre.

 

Con este cuento de Jorge Bucay queremos reflexionar acerca de los riesgos que tenemos que correr al enfrentarnos con nuestras verdades necesidades, creencias y sentimientos.

Las personas que iniciamos un proceso terapéutico y nos embarcamos en el camino del «darse cuenta» vamos tomando conciencia de lo que sentimos y necesitamos en nuestra vida para ser felices.

A veces en este camino nos encontramos con personas, situaciones familiares, personales, de pareja o profesionales que nos crean malestar y sufrimiento en nuestra vida y no somos capaces de soltarlo y liberarnos por miedo a las cosas nuevas que pueden llegar.

En este camino, podemos tropezar por miedo a no poder o deber soltar lo que tenemos, esto sería saltar sin paracaídas y caer sobre el suelo como el pajarito. Si cogemos fuerza, nos damos tiempo y tomamos la responsabilidad de lo que queremos y de quienes somos y hacía donde queremos ir, podremos volar sin miedo, y buscar alternativas que nos den mayor felicidad y al fin permitirnos sentir, descubrir, explorar nuestra propia forma de existir, lo más íntimo y verdadero de nosotros mismos. Que al fin y al cabo es: ser nosotros mismos y vivir nuestra vida como realmente queremos vivirla.

¡Atrévete a vivir tu vida!

 

Bucay, J. Déjame que te cuente.

Centro Psicoterapia Lasal en Madrid

 

Ser madre: una faceta de ser mujer

julio 22, 2014

La madre es una de las facetas del ser mujer. Primero, niña, le da su sexo; al mismo tiempo, la hija de una madre y un padre; a veces, hermana de un niño y/o de una niña. Relacionándose en distintos contextos con otras mujeres y otros hombres que van moldeando su forma de ser niña. El paso de niña a mujer lo da la menarquía y la sexualidad.

Ser madre sana implica la plenitud de ser mujer. Figuradamente es sentirse como un manantial: la mujer se siente con ganas de dar abundancia que siente y tiene, en una actitud de no pedirle nada egoico al niño/a sino de darle lo que realmente va a favorecer el desarrollo adecuado y pleno de su ser.

Algunas anomalías de la maternidad sana son:

  1. insuficiente madurez, la cual implica un estado de no plenitud. Miedo a lo desconocido, a sus capacidades.
  2. confluencia de la madre con el bebe. Si la mujer presenta carencias afectivas, va a proyectar en el bebé sus deseos, exigiéndole inconscientemente que colme sus necesidades. Como por ejemplo:
  • Si las relaciones con su pareja la dejan insatisfecha, inconscientemente puede exigir que su hijo/a se transforme en su pareja ideal, aprisionándole en ese rol.
  • Si no tuvo el apoyo y la fuerza suficientes para hacer en su vida lo que quería y se siente frusrada, podrá exigir a su hijo/a que cumpla los deseos y anhelos que ella no realizo.

Una madre sana es aquella que le dice a su hijo/a entre otras cosas:

  • Me alegro de que seas como eres.
  • Te apoyo en tus inclinaciones naturales.
  • Cuando me necesitas estoy.
  • Te apoyo en tus iniciativas para que descubras por tu mismo la vida.

El amor de una madre hacia su hijo empieza desde el mismo instante en que desea quedarse embarazada.

La madre cuida a su hijo/a en cuatro niveles: corporal, emocional, intelectual y espiritual.

Durante la infancia le enseña a quererse, cuidarse, mimarse, respetarse, escucharse, conocerse. También en la adolescencia y en la primera juventud. Enseñanándole a entender su cuerpo.

En el bebé es importante el baño, la alimentación, el cuidado de los cinco sentidos.

En el niño/a, la valoración, el cuidado, la limpieza y la protección de su cuerpo.

En el adolescente la valoración y el cuidado de los cambios físicos que se van produciendo, el cultivo de su belleza y apreciar las iniciativas en el nuevo look que ensaya periódicamente, a menara de buscar estar bien en su piel.

En la juventud respetar las tendencias naturales que van surgiendo.

 

madre

 Revista de terapia Gestalt.

Psicologos Delicias

La Terapia Gestalt como práctica meditativa

junio 26, 2014

La terapia gestalt no sólo es una filosofía del estar en el presente, sino también un conjunto de operaciones que, con la práctica, incrementa nuestra capacidad de vivir en el presente.

Es una expresión de asuntos inconclusos del pasado y la otra la capacidad de darse cuenta. La gestalt utiliza mecanismos liberadores para no reprimir las emociones.

La persona presta atención a sus procesos mentales-corporales internos como una forma de obtener información sobre ellas mismas.  Para aprender de nosotros mismos no sólo precisamos estar haciendo, sino debemos estar observándonos a nosotros mismos. La psicoterapia debe de ser una práctica tanto de autoobservación como de autoexpresión.

El objetivo del terapeuta es que la persona se de cuenta de su proceso con claridad alentando a expresar los sentimientos inexpresados o bloqueados.

Toda forma de meditación, ya sea la Meditación Trascendental o el Vipassana, tiene como elemento común estar atento a la experiencia del momento. El Vipassana o Meditación de intromisión es muy parecido al proceso gestáltico. En está práctica budista Theravadin, se comienza por centrar la atención en la respiración, tomando nota mental de cómo el abdomen sube con cada inspiración y cómo baja con la exhalación. También se observa cuando la mente se escurre de la respiración a un pensamiento, a un sonido, a una fantasía, y nos devuelve a la respiración. El tomar conciencia del proceso mente-cuerpo de momento a momento en la meditación, se conoce como estar atento.

Este proceso de estar atento en la Meditación Vipassana es muy similar a la práctica de expresar a viva voz el proceso de darse cuenta en la terapia gestáltica. En este ejercicio, la persona pone atención a sí misma y reporta en voz alta aquello de lo que se percata en ese momento; ya sean pensamientos, sentimientos, sensaciones o acciones de cualquier tipo.

La exageración, es decir, aumentar un gesto, una postura o una vocalización es una forma muy efectiva de verse a sí mismo.

Mediante la Meditación en voz alta y el uso de las prácticas gestálticas que facilitan el testimonio, las personas aprenden a amplificar las señales de su experiencia. Es como ciertas señales que comienzan a surgir como figura en un fondo de constante ruido interno, se desarrollan aún más para destacarse claramente el ruido. Muy importante además de la autoobservación es observarse sin juzgarse que permite que seamos más permisivos y reforzamos la autoaceptación.

En terapia, una de las cosas que nos resistimos y resultan desagradables es verse a uno mismo con cosas que no les gustan de sí mismos y se están enjuiciando a sí mismas y hay dolor. Por otro lado, si aprendemos a ver sin juzgar, el proceso se vuelve excitante y refuerza el ser permisivo con uno mismo.

A medida que la persona se hace responsable de su experiencia y observa se produce la reconciliación de los opuestos. La dualidad y la polaridad le abren camino a la unidad y la integración que es uno de los pilares de la terapia gestalt.

 

01

 

Terapia Gestalt Madrid

Ansiedad y Estrés

junio 23, 2014

“ El estrés no es otra cosa que una forma socialmente aceptable de enfermedad mental”

Richard Carlson

Poca gente puede afirmar que vive relajada en su día a día. La vida cotidiana puede ser tan estresante que muchos llegan a enfermar a causa de la tensión acumulada en el cuerpo y mente.

Muchos son los trastornos de ansiedad diagnosticados: Crisis de angustia, Agorafobia, fobias específicas, fobia social,  trastornos obsesivos-compulsivos, trastornos de estrés postraumático y otros trastornos de ansiedad generalizada son los que a día de hoy pueden consultar y pedir apoyo psicológico debido a una vida llena de estrés y de cambios sociales y personales constantes.

Para mitigarlo, la respiración es esencial para volver a la calma.  Aprender a respirar de forma profunda y serena facilita nuestra relajación y nos retorna a una experiencia vital de paz y tranquilidad.

Cuando nos relajamos, nuestro organismo sufre cambios visibles clínicamente. Los más significativos son los que se manifiestan en el sistema nervioso autónomo, la rama simpática controla el ritmo cardíaco, la digestión, la respiración, la presión arterial y la tensión muscular funcionan mas despacio y sin alteraciones si estamos relajados y la rama parasimpática que se ocupa del consumo de oxígeno funciona con mayor rapidez.

Durante la relajación, nuestro cuerpo aumenta la producción de la serotonina encargada de la alegría y tranquilidad.

Cuando nos estresamos o nos sentimos amenazados ante una situación complicada tendemos a respirar mal. El control de la respiración nos permite encontrar la salida a cualquier problema, además de relajar el cuerpo, centra y aclara la mente y nos ayuda a ver posibilidades y alternativas.

Para desactivar el estrés, necesitamos recuperar el control de nuestro cuerpo, canalizar las emociones y la mente a través de una respiración lenta y profunda.

Observa tu respiración, cómo entra el aliento de vida en ti y cómo sale. Es necesario tomar aire por la nariz y soltar el aire por la boca, después debe convertirse en algo natural, relajado, sencillo, silencioso y completamente nasal.

Normalmente no respiramos con toda la capacidad. La respiración correcta no sólo nos enseña a respirar, sino que también cambia nuestra actitud postural, relaja nuestra forma de ver el mundo, calma nuestra mente, nos ayuda a descansar y aumenta nuestra energía.

b7a597c45

Zen 305: Ferran Martínez: » Coaching de altura para superar las pequeñas adversidades cotidianas»

Psicología embajadores

Psicoterapia gestalt embajadores

 

 

El vínculo afectivo

junio 22, 2014

El concepto de vínculo hace referencia al lazo afectivo que emerge entre dos personas y que genera un marco de confianza en el otro y en la vida, en un contexto de comunicación y de desarrollo.

El Apego se concibe como un mecanismo pre programado que activa toda una gama de comportamientos posibilitando la vinculación bebé. Madre con el objetivo biológico de preveer de la proximidad, protección y seguridad del cuidador y que permitirá la exploración de lo desconocido.

En el desarrollo psicoevolutivo primero viene el Apego y luego el Vínculo.

John Bowlby (1907-1999), psicoanalista inglés, llego a la conclusión de que hay una tendencia en el niño a formar un vínculo fuerte y fundamental con una figura materna o cuidador principal que forma parte de una herencia arcaica, cuya función es la supervivencia de la especie y que esta tendencia es relativamente independiente de la alimentación.

Bowlby insistió en que el bienestar psicológico depende fundamentalmente del sentimiento de “sentirse seguro” en las relaciones de apego y esto ocurre en cualquier cultura.

La calidad y las vicisitudes de las relaciones tempranas son determinantes en el desarrollo de la personalidad y de la salud mental.

Las funciones del vínculo son:

  • Mantener la proximidad del cuidador principal
  • Procurar el sentimiento de seguridad que promueva la exploración
  • Regular las emociones
  • Dar estrategias para hacer frente al estrés
  • Favorecer la sociabilidad

Tipos de vínculo:

  • Vínculo seguro: durante la ausencia reclama a la madre, pero se deja tranquilizar un poco por el extraño.
  • Vínculo inseguro evitativo: en la ausencia hace como si no pasara nada.
  • Vínculo inseguro resistente: en la ausencia el niño llora y no se deja consolar por el extraño.
  • Vínculo desorganizado: en la ausencia el niño tiene conductas evitativas y ansiosas.

La distribución del tipo de vínculo en la población general es:

  • 65% vínculo seguro
  • 20% vínculo inseguro evitativo
  • 10% vínculo inseguro resistente
  • 5% vínculo desorganizado

Urizar Uribe, M. Vinculo afectivo y sus trastornos. (2012)

vinculo

 

Gestalt, psicoterapia, psicología

 

Llámanos